[logos/barftesc/cabcuadernos.htm]

versión lista para imprimir en formato pdf

Adultos, ejemplo vivido

Consejos prácticos para adultos en el deporte de jóvenes

Por José Gabriel Alemany Sánchez-Moscoso. Entrenador Superior de Baloncesto

Entrenadores, árbitros, padres, todos participamos en este proceso lúdico-educativo que es la participación de los más jóvenes en un equipo en este caso de baloncesto. A continuación doy unas recomendaciones prácticas sobre como actuar ante los más pequeños que aprenden de sus referencias que somos nosotros los adultos.

-         Respeto a las normas del equipo y las reglas del juego. Si no apoyamos al entrenador, o al árbitro luego como vamos en un futuro a exigir que respete las normas de la familia.

-         Autocontrol. Si queremos que el jugador/a tenga autocontrol. Nosotros somos los primeros que tenemos que esforzarnos por tenerlo.

-         Compromiso. Si tu hijo ha decidido estar en un equipo sabe que tiene derechos y obligaciones. Respeta su decisión, ayúdale a organizarse para acudir al entrenamiento y llevar al día sus estudios. Esto le será muy útil en su futuro adulto.

-         Respeto a sus compañeros, a su entrenador. Nunca critiques al entrenador, al entrenador rival, al arbitro en presencia de los jugadores, son figuras de autoridad que el joven debe tener para su proceso de formación. Si tienes alguna cuestión que consultar al entrenador hazlo tranquilamente, en privado.

-         Identifica entrenar duro, hacerlo lo mejor posible con satisfacción. Seguro que le viene bien para disfrutar del baloncesto, para sacar sus estudios y para su trabajo futuro.

-         Valoremos más el esfuerzo que el resultado.

-         Reforcemos positivamente la superación de los jugadores de nuestro equipo o del rival. La autoestima del joven se verá reforzada.

-         Valora lo importante que es para tu hijo estar en un equipo en su proceso de socialización déjale que se relacione con sus iguales en un ambiente sano y controlado. Reforcemos la cooperación, la paciencia, la lealtad, el autocontrol, la humildad ...

-         El partido lo gana y lo pierde el equipo y nosotros se lo transmitimos a los jugadores.

-         No fumemos o bebamos en el recinto deportivo, el ejemplo es importante.

-         El partido es la fiesta semanal del niño no se la estropeemos.

 

Ganar es haberlo hecho lo mejor posible.

Respeto a los compañeros, al rival, a los árbitros, a los espectadores, a los padres.

El baloncesto es un juego que debe ser divertido.

 

Bibliografía

Carrasco, T. (2001). Habilidades para la vida. Paraninfo. Madrid.

Peterson, D.(1991). Mi credo baloncestístico. FBM. Madrid.

Sanpedro, J. (2002). Apuntes deontología y ética deportiva. XXVI Curso de Entrenador Superior de Baloncesto

Savater, F. (1998). El valor de educar. Ariel. Barcelona.

  

 Si quieres dar tu opinión sobre este artículo clicka  aquí

versión lista para imprimir en formato pdf